¿Estamos ante una segunda tripledemia? El aumento de enfermos de Covid-19, gripe y VRS amenazan con colapsar los sistemas de salud de EU

Por: Nora Estrada

Expertos médicos coinciden en señalar que las vacunas y las mascarillas siguen siendo necesarias para evitar infecciones

Una creciente “tripledemia” de COVID-19, gripe y VRS amenaza con sobrecargar un sistema de salud estadounidense.

Como una “tripledemia”, expertos médicos califican el aumento simultáneo que se registra en los últimas días en Estados Unidos de casos de Covid-19, gripe y virus respiratorio sincitial (VRS). 

Durante una videoconferencia organizada por Ethnic Media Services y Blue Shield of California Foundation, los ponentes coincidieron que el incremento de las enfermedades respiratorias amenaza con rebasar los ya sobrecargados sistemas de salud, con posibles fallos en la atención a las comunidades vulnerables.

La última semana del 2023, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades informaron 29 mil hospitalizaciones por Covid.

Las autoridades reportaron que la nueva subvariante JN.1 representa casi la mitad de las nuevas infecciones por Covid. 

A eso se le añade que Estados Unidos también enfrenta un aumento en los casos de RSV, una enfermedad respiratoria sin cura, que se observa principalmente en bebés y adultos mayores. Y, sólo en el último trimestre de 2023, ha habido 14 millones de casos de gripe con 13 mil muertes, según estimaciones de los CDC.

Los expertos, el doctor José Pérez, director médico del Centro de Salud Familiar South Central​; el doctor Benjamin Neuman, virólogo jefe del Complejo de Investigación en Salud Global de la Universidad Texas A&My, y la doctora Manisha Newaskar, neumóloga pediátrica, Stanford Children’s Health, coincidieron en señalar que las vacunas y las mascarillas siguen siendo necesarias.

‘Más de 100 virus diferentes causan infecciones de las vías respiratorias superiores (URI), que incluyen COVID-19, RSV y el virus de la influenza”, dijo Pérez.

Explicó que El COVID-19 también se conoce como SARS-CoV-2.

Dijo que el virus de la gripe es una infección de las vías respiratorias superiores y se tiene síntomas en nariz, garganta y ojos, junto con fiebre y dolores musculares.

“Los tres virus pueden causar infección de las vías respiratorias inferiores (IRB) como árbol bronquial y pulmones, incluyendo bronquitis y neumonía”, comentó.

Perez dijo que la transmisión de los tres virus se da cuando invaden el cuerpo humano al entrar en contacto con fluidos corporales de un individuo infectado.

“Todo esto ocurre con más frecuencia durante el invierno, cuando las personas se ven obligadas a permanecer más tiempo en el interior debido a las inclemencias del tiempo y durante las celebraciones navideñas”, dijo.

Explicó que toser y estornudar sin cubrirse la boca o la nariz en una persona infectada deja partículas mucosas en el aire y en superficies como mostradores, utensilios para comer, pomos de puertas, etc.

“Luego, una persona no infectada tocará estas áreas y se tocará la cara o respirará el aire alrededor de la persona infectada y el virus ingresará a través de la nariz o la boca”, añadió. “Es difícil saber qué virus está afectando al paciente basándose únicamente en los síntomas”.

Agregó que la mayoría de las personas infectadas tendrán un “resfriado”, se sentirán mal durante unos días y sólo necesitarán medidas de apoyo.

“Esas medidas de apoyo son reposo, mucho líquido (sopa de pollo), ibuprofeno para el dolor y la fiebre y un jarabe para la tos”, comentó.

Dijo que el COVID-19  y el RSV casi comparten los mismos síntomas como tos, dolor de garganta, rinorrea, fiebre, cansancio, dolores musculares, dificultad para respirar, pérdida del sentido del gusto o del olfato y aumento de la frecuencia respiratoria.

“Esto sucede con mayor frecuencia en el invierno cuando la gente pasa más tiempo dentro debido al clima y las celebraciones”, dijo.

Los síntomas de la influenza son tos, garganta irritada, moqueo, fatiga, dificultad para respirar.

Perez dijo que los que corren riesgo de sufrir una infección de las vías respiratorias inferiores son las personas que padecen enfermedades pulmonares como asma, EPOC, incluida la obesidad.

“Aquellos que están inmunodeprimidos, incluidos los que padecen diabetes, VIH y aquellos que están siendo tratados por cáncer con quimioterapia y/o radioterapia”, ​e​xpresó.

Los que tienen más probabilidad de infectarse por RSV son los bebés menores de 12 meses, bebés prematuros y personas mayores de 65 años o más.

Perez recalcó que para prevenir las infecciones sigue siendo indispensable cuidar tu distancia (seis pies), usar una mascarilla y lavarse las manos constantemente.

“Si te sientes enfermo, quédate en casa. ¡V​a​cúnate!”, urgió el médico. 

“Todas las personas mayores de 5 años en adelante pueden vacunarse contra el Covid-19”.

Contra la gripe, deben protegerse a todas las personas de 6 meses en adelante cada año, mientras que contra el RSVdebe aplicarseabebés de 8 meses o menos, niños de 8 a 19 meses que tienen un mayor riesgo de enfermedad grave y adultos de 60 años según los factores de riesgo (enfermedades crónicas).

La JN.1 crece mucho más rápido

Neuman, virólogo jefe del Complejo de Investigación en Salud Global de la Universidad Texas A&M, dijo que la variante de Covid-19, JN.1 representa aproximadamente el 50 por ciento de los casos que se están reportando a nivel mundial.

“Y está creciendo mucho más rápido que cualquiera de las otras cepas que existen”, comentó.

El virólogo dijo que realmente no importa qué variante se tenga cuando estás acostado en una cama de hospital o en coma inducido médicamente.

“Si alguno de estos supera sus defensas, existe un mayor riesgo de hospitalización y muerte, pero las vacunas lo mitigan. Lo hacen menos probable, pero sigue siendo muy posible”, expresó.

Explicó que la JN.1 es una variante interesante porque hasta este momento, se ha vacunado contra tres cepas diferentes.

“Y las hemos llevado a todas a la extinción, probablemente mediante una combinación de vacunación e inmunidad colectiva. Esta es la primera vez que se escapa una de esas cepas más antiguas. Mutado, crecido. Y vuelve a causar problemas adicionales”, dijo.

Dijo que JN.1 es pariente de una cepa más antigua llamada . A. 2.8 6 ​y ese es esencialmente uno de un descendiente de las primeras cepas de Omicron.

“Todo el resto de ese árbol genealógico se ha extinguido o ha mutado en otras cepas que vemos, pero ahora mismo JN.1 es aproximadamente el 50 por ciento de los casos que se están reportando a nivel mundial.

“Y está creciendo mucho más rápido que cualquiera de las otras cepas que existen​», dijo.

Neuman ​agregó que los nuevos síntomas reportados para JN.1 son esencialmente neurológicos. 

“Son ansiedad e insomnio, y ambas son cosas que tienen que ver con tu cerebro, ysi lo piensas bien, esos también son algunos de los primeros síntomas que alguna vez se reportaron con COVID. 

¿Recuerdan la niebla mental? Estamos usando una palabra diferente para describir lo que es esencialmente lo mismo. Parece que este virus es en gran medida el mismo virus que todos los anteriores. Sólo que es un poco mejor creciendo y mucho mejor evadiendo las defensas inmunitarias”, añadió Neuman.

Los niños en mayor riesgo

La doctora Manisha Newaskar, neumóloga pediátrica, Stanford Children’s Health, dijo que de acuerdo a los CDC, se han registrado más de 2 millones de visitas ambulatorias al año por causa del VRS (virus respiratorio sincicial) en niños de cinco años.

Agregó que de esos casos, entre 58 mil y 80 mil terminan en ingresos hospitalarios y entre 100 y 300 en muertes.

“En Estados Unidos, la temporada típica de RSV es de octubre a marzo”.

La pediatra explicó que los síntomas de las vías respiratorias superiores en niños mayores/adultos jóvenes son: secreción nasal, tos y fiebre, mientras en los bebés es irritabilidad, falta de apetito, dificultad para respirar, sibilancias.

“Es la principal causa de bronquiolitis en niños. Los bebés de más de seis meses tienen mayor riesgo de hospitalización”, añadió. “Ademas crea mayor morbilidad en bebés nacidos prematuramente, mientras que las personas inmunocomprometidas corren el riesgo extremadamente alto de morbilidad y mortalidad”.

Explicó que los adultos mayores (>60 años) y con afecciones subyacentes, tienen síntomas como sibilancias y dificultad para respirar.

“Casi todos los niños se infectan con el VRS antes de cumplir dos años”, comentó. “El RSV se propaga por contacto o transmisión por gotitas.

Tos y estornudos de una persona infectada”.

Newaskar dijo que no hay medicamentos antivirales específicos disponibles para la enfermedad por VSR.

“Por ejemplo, el tratamiento es principalmente de apoyo: reducción de la fiebre, succión de la nariz en los bebés, aumento de la ingesta de líquidos, descanso, y para enfermedades graves se requiere ingreso hospitalario y los tratamientos típicos van desde suplementos de oxígeno hasta intubación/ventilación mecánica”, comentó.

Dijo que los anticuerpos monoclonales y las vacunas siguen siendo una medida de prevención del RSV.

También te puede interesar

Este sitio web utiliza cookies para mejorar tu experiencia. Asumiremos que estás de acuerdo con esto, pero puedes optar por no aceptar si así lo deseas. Aceptar Leer más

EnglishEspañol