‘Bonito’ es mucho más que un restaurante sabroso y acogedor

Por: Nora Estrada
Los desayunos del restaurante ‘Bonito’, ubicado en el corazón de Lagos de Moreno, son la sensación del momento para lugareños y turistas. Fotos: Mauricio Reyes/Instagram: @nune_photo3

Por: Patti Reyes

Instagram: @lapattireyes

Mi primera vez en “Bonito” fue emocionante y nostálgico a la vez, sabía que me iba a reencontrar con desayunos que anhelaba y extrañaba comer, y ¿cómo sabía eso? pues porque me tomé unos minutos para revisar el menú en su cuenta de Instagram y vi ese sándwich con pan multigrain relleno con huevo, sprouts, jitomate, cebolla morada y un aderezo delicioso, que hasta el día de hoy es un secreto de la casa, y así debe quedarse, como un secreto. 

La mesera se acerca y pone la taza de café y prensa francesa en la mesa, y minutos después, el platillo, no conté el tiempo de cuanto paso para que llegara mi solicitud porque estaba disfrutando como nunca ese café porque desde el inicio de la pandemia no había desayunado en un restaurante, sentí como que era la primera vez.

Descubrir ‘Bonito’ fue lo mejor que me pudo pasar porque soy fan del concepto ‘Slow Food’. No hay nada mejor que disfrutar los alimentos de calidad lentamente’.

PATTI REYES, EXPERTA DE MUSICA Y COCINA MEXIANA E INTERNACIONAL

Al contemplar mi platillo, un delicioso sándwich, quedé extasiada con los ingredientes dispuestos en armonía… Hasta me daba pena darle una mordida o hincarle el tenedor. Emana un seductor aroma. Pedí ese famoso sándwich, tan meloso que se deshace en la boca. Como guarnición me trajeron unas papas de gajo. Su sabor y textura combinan a la perfección. No pude evitar un suspiro.

A la mayoría nos fascina comer. Ya no se trata simplemente de un instinto de supervivencia que nos empuja a alimentarnos para seguir vivos. Además, está el deleite de paladear unos buenos chilaquiles, frijoles fritos, avocado, hot cakes o molletes. Nos encanta el olor del café por la mañana. 

Así que sabía que tenía que volver, pero ahora para entrevistar y conocer a los creadores de este hermoso y acogedor lugar. Octavio Medrano y Carlos Zamarripa nos recibieron con un rico frappé, omelette y pie de frutos rojos, pero sobre todo, con una sonrisa de oreja a oreja. 

Los propietarios de Bonito, Octavio Medrano y Carlos Zamarripa.
Fotos: Mauricio Reyes/Instagram: @nune_photo3

La industria restaurantera fue una de las más afectadas en México. Según cifras de la Cámara Nacional de la Industria Restaurantera y de Alimentos Condimentados (Canirac), durante la pandemia han cerrado más de 50 mil restaurantes mientras que algunos otros se tuvieron que adaptar para hacer servicio a domicilio para evitar la quiebra de su negocio.

Pero en medio de este caos, miedo e incertidumbre, hay emprendedores que todavía se aventuran a abrir un negocio. Tal es el caso de Carlos y Octavio, dos laguenses que aún ante estas circunstancias decidieron emprender, y es gracias a su visión existe el restaurante “Bonito”. 

“‘Bonito’ no sólo ofrece orgasmos gastronómicos internacionales, también le abre las puertas a tus mascotas porque es uno de los pocos restaurantes de la ciudad que son ‘pet friendly'”.

Patti Reyes, experta en musica y cocina mexicana e internacional

Pero el arriesgarse y aventurarse no llega de la noche a la mañana, los dos son viajeros y soñadores, sin duda eso les ha enriquecido el alma y sus conocimientos culinarios, porque Carlos vivió en Nueva York, en una de las ciudades donde sobran las opciones gastronómicas.

Por su parte, Octavio se asentó por varios años en Argentina, ahí también hay mucha estrella Michelín, mucho ranking mundial, mucha exclusividad y sobre todo, muchísimos sabores.

Así que los habitantes de Lagos de Moreno debemos sentirnos dichosos y suertudos por contar con este par.

‘ Bonito’ recibe a los comensales con las puertas abiertas. Fotos: Mauricio Reyes/Instagram: @nune_photo3

“Tenemos un punto morado donde si una mujer está en una situación de vulnerabilidad va a poder venir aquí, contamos con asesoría legal” 

Más que abrir un restaurante en tiempos de pandemia, para Carlos y Octavio esto es una oportunidad para apoyar a la economía local creando una cadena de valores con los proveedores, artistas locales, y la población, en donde todos se puedan apoyar mutuamente, y que esa cadena logre crecer.

“No sólo vendemos desayunos, sino damos toda la experiencia porque enamoramos desde el ambiente hasta la comida. Queremos ser un punto de referencia creativo, constantemente estamos como en esta parte de innovar”, expresó Carlos.

Los propietarios de ‘Bonito’, Octavio Medrano y Carlos Zamarripa, invitan a los turistas y paisanos a degustar sus ricos platillos.

“Bonito” es un lugar que busca generar un espacio libre en donde la gente se sienta agradable, donde se sienta incluida, tenemos un punto morado donde si una mujer está en una situación de vulnerabilidad va a poder venir aquí, contamos con asesoría legal, también porque es un espacio acogedor, nos esforzamos que se sientan como en casa, la comida es distinta”, agregó Octavio. 

Una de las estrategias que ha ayudado a “Bonito” a mantenerse en pie durante tantos meses ha sido la la elección de sus productos frescos porque su carta está basada en alimentos de temporada que llegan día con día, evitando así la sobreproducción y desperdicios de los mismos, logrando que cada uno cumpla su propio ciclo biológico.

“Hoy en día tenemos que ser más responsables, la rentabilidad se debe de basar en un bien común, estamos en una situación en la que debemos de apoyarnos mutuamente sin importar el sector, se debe de valorar una reactivación económica. Es la única forma en la que se puede mejorar, consumiendo productos locales y nacionales, haciendo que el dinero se quede en Lagos de Moreno”, declaró Carlos Zamarripa para Kiosko News.

Nadie se resiste a las delicias de ‘Bonito’ basadas en el concepto Slow Food. Fotos: Mauricio Reyes/Instagram: @nune_photo3

Aunque el concepto “slow food” no es conocido en Lagos de Moreno, pero que nos llegó como una moda, es mucho más que eso. El movimiento aboga por la alimentación consciente y placentera, una forma de vivir más sostenible y de regreso a lo local; y eso es lo que ofrece “Bonito” para Carlos y Octavio ese es el sello de “Bonito”.

“Nuestros platillos están elaborados en su mayoría con productos locales y regionales, sabemos que nuestra comida tarda tiempo en llegar a la mesa de nuestros clientes, pero ese es nuestro sello, comida hecha con amor y sin prisas”, explican.

Y por esa y muchas razones la mayoría de sus clientes siempre regresan.

La industria restaurantera ha caído de manera repentina en todos los aspectos, desde el económico hasta anímico, sin embargo, para Octavio y Carlos es importante mantener una actitud positiva para salir adelante y transmitir esa energía a los clientes a través de los alimentos, y a sus empleados a través del servicio.

¿La gente que trabaja para ustedes que debe tener?

Los creadores de ‘Bonito’ regresan a su ciudad natal para apapachar el paladar de sus paisanos. Fotos: Mauricio Reyes/Instagram: @nune_photo3

-Carlos: Corazón y sangre. Aquí no queremos que nos vean como esos jefes mamones o estrictos, aquí simplemente nosotros somos los creativos para poner “Bonito”, pero al fin de cuentas seguimos siendo humanos como ellos, y ellos tienen algo que Tavo y yo les reconocemos mucho, todos tenemos una habilidad, desde la persona que lava los trastes, porque lo hace muy bien, hasta los dotes culinarios del chef que también son ideales. Todos tienen algo, todos aportan algo a este proyecto, y así como nosotros crecemos, crecen todos. Obviamente administrativamente sí hay jerarquía.

El ser socios requiere de muchísima tolerancia y paciencia, y también libertad creativa. ¿Cómo negocian todo eso?

-Octavio: A veces con gritos, –risas, la mayoría de las veces.

-Carlos: Es parte de un proceso, no somos lo mismos de cuando abrimos a el día de hoy porque al inicio no sabíamos cómo trabajaba uno y cómo trabajaba el otro, y eso parte del ser humano. Un lema que tenemos Tavo y yo es de reconocer y transformarnos, o sea, que nos reconozcamos, que hagamos algo y cambiemos. Ese es el lema de “Bonito”, reconocer y transformar y que todo nos parezca Bonito.

La experta en música y comida, Patti Reyes, quedó maravillada con cada rincón del acogedor restaurante . Fotos: Mauricio Reyes/Instagram: @nune_photo3

En las familias mexicanas el apoyo familiar es muy importante. ¿Qué mensaje les quieren dar?  

-Carlos: Mami te amo. 

Octavio: Donde estamos tiene todo el origen allá. Somos quienes somos porque nos tuvieron y porque están. “Somos como la naturaleza, -interrumpe Carlos, somos esa plantita, ellos nos echaron agüita, y ahorita están viendo la florecita o el frutito rico”. 

¿Una frase con la que se levantan todos los días?

-Carlos: Me encanta como esta parte de agradecer antes, como la parte de cuando me fui a Nueva York y que ahora ya estoy de regreso. Yo siempre que me levanto digo gracias mundo. A mí me encanta como estar en lugares de paisajes, por algo “Bonito” tiene tantas plantas, por algo también nos gustó tanto este espacio, y verlas crecer es lo más bonito que puede haber; o simplemente cuando estoy con mis papás que viven en la Laguna, a cinco minutos de aquí y veo las montañas, es como de gracias vida por permitirme ver esto. También gracias por darme a este niño que está a un lado de mi, es parte de mi, -sí totalmente, responde Octavio. 

-Octavio: Bueno yo no sé si soy mucho de citas, pero creo que es complicado resumir la existencia y lo que uno siente en una sola frase. Pero siempre me he caracterizado por ser una persona súper alegre y optimista, pero no es una frase, es una actitud. Porque luego podemos decir muchas cosas y ser otras, o pensar muchas cosas y actuar de una manera muy incoherente. Y nada, es como vive y sonríe, es aquí y ahora y nada más, es el momento, el presente en donde estás. 

“Bonito” no sólo ofrece orgasmos gastronómicos internacionales, también le abre las puertas a tus mascotas, ellos forman parte de los pocos restauranteros de la ciudad que son “pet friendly”, y al mismo tiempo también ofrece una experiencia que logra desconectarte del día a día y transportarte a través de los sonidos, la vista, el oído y las texturas, al México antiguo. 

“Bonito” es un lugar de buena vibra, bonita y deliciosa comida, pero sobre todo, un gran sueño hecho realidad. 

El restaurante “Bonito” está localizado en el corazón de Lagos de Moreno.

Dirección: en Francis I. Madero #170 a espaldas del famoso Mercado Chico. 

Teléfono: 474-116-6614 Horario: Martes a Domingo de 9 a 1 pm

Instagram: @bonito_lagos

Facebook: @bonito.restaurante

También te puede interesar

Este sitio web utiliza cookies para mejorar tu experiencia. Asumiremos que estás de acuerdo con esto, pero puedes optar por no aceptar si así lo deseas. Aceptar Leer más