Verástegui aboga por los soñadores ante Trump

El vicepresidente de Estados Unidos Mike Pence, el actor, productor y activista mexicano Eduardo Verástegui y el presidente de Estados Unidos Donald Trump.

Los Ángeles.- El actor Eduardo Verástegui pidió al presidente de Estados Unidos Donald Trump resolver el estado migratorio de los dreamers.

El acto se llevó a cabo el 27 de septiembre en el marco de las celebraciones del Mes de la Herencia Hispana en la Casa Blanca, a donde acudió como invitado de Trump.

En la reunión, en la que también estuvo el vicepresidente Mike Pence, Verástegui le entregó al presidente una carta con un enfoque humano que pide su ayuda para resolver el estado legal de los soñadores.

Los nacidos en Latinoamérica y criados en Estados Unidos, los llamados dreamers, se convirtieron en herederos del sueño americano.

“Sin embargo, sin culpa alguna, están atrapados en un atolladero legal. Son estadounidenses leales y respetuosos de la ley que no pueden vivir plenamente el sueño americano”, opina Verástegui.

El presidente Trump le respondió al mexicano: “Vamos a tratar el DACA con corazón”.

Verástegui dijo que estaba de acuerdo con el presidente y agregó:

“Solo las personas con un buen corazón podrán darle una buena solución a esta situación de limbo para nuestros amigos de DACA.

“Le pido a Dios todos los días por los dreamers y por aquellos que tienen el poder de ponerlos en el camino hacia la ciudadanía americana”, agrego el también cineasta y defensor de lo derechos humanos.

Dijo que procura pedir ayuda a quienes puedan hacer algo por los soñadores.

“A todos los que pueden ayudar les digo: ‘Los dreamers están en sus manos. Trátenlos como les gustaría que trataran a sus hijos si estuvieran en una situación similar”, señaló.

Los dreamers y sus familias pagan 9 mil millones de dólares en impuestos federales y estatales y su poder adquisitivo se estima en más de 24 mil millones de dólares.

“Pero esto no es simplemente una cuestión de dinero, es una cuestión de sentido humano básico, de tejido moral y social de la nación.

“¡Corazón y razón, ética y economía nos dicen que un acuerdo de ciudadanía para los dreamers es un gran acuerdo para Estados Unidos!”, asegura Verástegui.

El sueño de Verástegui para los dreamers es parte de su visión más amplia para celebrar la vida en toda su plenitud.

“Ser pro-vida significa también ser la voz de los dreamers y abogar por ellos. Sus vidas se han convertido en una pesadilla de la que no pueden despertar” afirma Verástegui.

El actor y activista hace un llamado público a los miembros del Congreso de los dos principales partidos políticos de Estados Unidos a que manejen este caso con especial atención y a que no usen a los soñadores cómo objeto de negociación para obtener intereses económicos.

“También pedimos ayuda a todos los funcionarios públicos para darles a los dreamers una verdadera bienvenida al país en el que ya viven, al país en el que ya sirven, respetan y aman.

“Independientemente de nuestros puntos de vista políticos, filosofías, creencias o diferencias socioculturales”, dijo. “Es más lo que nos une que lo que nos divide y por eso invito a todas las personas de todo el espectro político a tomarse de la mano y trabajar juntas para resolver y fortalecer los derechos humanos de todos”.

About the Author
Nora Estrada naestrada@kioskonews.com

Related Posts